Seguinos

Opinión

Sobresalto (*)

Publicado

el

Como todos los días, termino una jornada muy activa mirando televisión, series preferentemente, pero anoche fue distinto. Fueron noticieros en varios canales. No sé por qué, pero así fue. Medianoche. Té de por medio, también como todas las noches. Ya es una rutina. Una agradable rutina. Me gusta el té. De esos saborizados; canela, frutales, raros en realidad. Imágenes conmovedoras, trágicas. El famoso cambalache de Discépolo.

Empieza un nuevo día y decido ir a dormir. Mucho calor. El ventilador de techo no da abasto. Me espera un dormitorio con el acondicionador de aire prendido desde hace unas horas. Me pego una ducha y me acuesto. El agua tibia me da cierto alivio al calor reinante. La luna, taponada por nubes ingresa intermitente por entre los pliegues de las cortinas de las ventanas.

Apago el velador y solo queda esa tímida presencia de la luz lunar que genera medias sombras, rincones lúgubres y espacios vertiginosamente iluminados. Cierro los ojos tratando que Morfeo se apodere de mí. No lo logro de inmediato. Lo sé, lo siento; pero no puedo acceder al sueño reparador.

Trato de acomodar el cuerpo para estar cómodo y lograr dormir. La luna desaparece totalmente por un manto de nubes cada vez más cerradas. El tiempo afuera parece empezar a desmejorar. Me levanto y me acerco a la ventana. Corro una de las cortinas casi con vergüenza. Los árboles del jardín se mueven bamboleantes, presagiando por lo menos una tormenta de verano. Breve pero agresiva. Tal vez también llueva.

Cierro nuevamente la cortina y vuelvo a la cama. Mis ojos, más pesadas que de costumbre logran vencer al intento cerebral de no descansar. Caigo rápidamente en los brazos inconscientes del sueño…

Me sobresalto. Miro el reloj y solo pasaron algunos minutos. Me asalta un estado de miedo. Siento que ocurrió de nuevo. Una pesadilla que me viene asaltando casi cotidianamente. A pesar de tener el acondicionador de aire en 19 grados, estoy transpirando.

Me siento en la cama y trato de pensar. Trato de recuperar el aliento y de detener el ritmo del corazón. Siento sus movimientos, casi siempre imperceptibles, ahora como si estuviera al borde del colapso.

 Pasan los minutos, la tormenta afuera arrecia. Comenzó a llover. Algunos relámpagos iluminan mi habitación a pesar del intento de las cortinas de morigerar la luz del afuera. Ocurren truenos ensordecedores. Ya la lluvia es cada vez más fuerte, más cerrada. Más impertinente.

El motor de mi cuerpo comienza tranquilizarse y recupero el aliento. Trato de disfrutar del ruido del agua de lluvia cayendo sobre el techo de chapa. La caída del agua se apacigua y con ello, bajo mi estado de ansiedad. Vuelvo a cerrar los ojos.

El sueño reparador se apodera de mí. Pero la pesadilla vuelve a mi descanso. Nuevamente me sobresalto. Miro el reloj y solo pasaron diez minutos. Me levanto, voy al baño y me refresco la cara. Miro el espejo y el reflejo me devuelve un rostro ojeroso, cansado. Casi espectral. Los relámpagos me muestran su furia luminosa a través de la ventana del baño que da al jardín.

Vuelvo a empaparme la cara con agua fría. No me seco, dejo que el líquido reparador haga su efecto. El calor rápidamente me deja el rostro sin rastros de ella. Vuelvo a llevar más a la cabeza. Esta vez ya llega a la cabeza, al cuero cabelludo, al cuello. Espero que haga efecto y pretendo ver mi rostro nuevamente.

El espejo me devuelve la misma imagen. Demacrado por la falta de descanso. Detecto cierto color oscuro alrededor de los ojos. Y dentro; un rojo incipiente me confirma lo que suponía. Necesito descansar.

Vuelvo a la habitación y el fresco interior, me golpea el cuerpo. Un pequeño alivio se siente como un enorme y agradable momento. Siento que la sábana y la colcha me llaman, pero también siento un desagradable sabor en la boca.  Seca y abierta, se transforma en algo como si fuera un presagio de lo que puede venir.

Sin embargo me acuesto, en realidad vuelvo a acostarme. Siento la espalda tocar las ahora frescas superficies. La almohada recibe mi cabeza y cuello aún húmedos. Fijo la mirada en la ventana. La tormenta no cede.

Son las dos y media de la mañana. Los párpados inflamados tratan de mantenerse cerrados. Consigo calma, siento la oscuridad. Mi cuerpo lucha por relajarse. Vence. Parece que mi mente se da por vencida. El sueño se apodera de mí. No recuerdo que pasa y cuanto tiempo siento esa sensación de reparación.

Pero la pesadilla vuelve a asaltar mi descanso. Otro sobresalto. Otro momento de zozobra. Una rutina dañina que se sigue repitiendo. Una sensación que no me abandona. Ya ocurre casi todos los días y seguramente querido lector, querrás saber de qué se trata.

Pero no podré decirte, no podré contarte, porque cuando llega el día. Cuando el sol comienza a aparecer en el horizonte, la pesadilla sale de mi mente y no la recuerdo. Lástima.

(*) Cuentos Breves

 Miguel Matusevich

Facebook: Miguel Matusevich

Twitter: @MEMatusevich

Seguir leyendo
Publicidad
Clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

El día del final: ganó la Democracia (*)

Publicado

el

“Ya viene, ya viene, el día final, Señor (Dios) danos otra oportunidad (…) Señor, no destruyas la Humanidad (…) Señor, no permitas que esto acabe tan mal…”. Así, con un canto gregoriano que emula una misa en la que unos monjes quieren impedir la llegada del anticristo a la Tierra, empieza una de las mejores piezas de Les Luthiers que salió a la luz en los últimos años de actividad del grupo, cuando aún estaban los cinco cómicos originales.


Ayer, como en ese skecth, miles de argentinos asistieron a la urna con sentimientos encontrados pero con una misma voluntad: que inicie una nueva etapa y que Argentina tenga nueva oportunidad para volver a crecer. Y a priori, las fuerzas del cielo la escucharon.


Nunca pasó lo de ayer. Muchas personas fueron a votar en estado de perturbación mental. Que si eran antidemocráticos por querer votar a Milei, que si eran antipatriotas por querer votar en blanco o impugnar, que si traicionaban sus ideales y terminaban siendo cómplices por votar a Massa para que no vuelva la dictadura. El clima de tragedia cívica que se gestó en la previa a la elección llegó a tener casos en los que se señaló a gente por cómo vota. De
un lado y del otro. Paradojas de un movimiento democrático que jugó al fleje, como se analizó en este medio semanas atrás.


Los resultados de la elección en la que Javier Milei se convirtió en nuevo presidente de los argentinos arrojan varias conclusiones apresuradas. Una, que la voluntad de cambio se hizo escuchar a meses de terminar uno de los peores gobiernos de la historia. Chapó aquí para Sergio Massa que, pese a ser Ministro de esta gestión hasta el diez de diciembre, llegó a la segunda vuelta. No es menor este dato teniendo en cuenta que defendió con su presencia en las urnas a un gobierno insostenible.


Otra conclusión podría ser que la campaña del miedo se pasó de rosca. La dicotomía democracia si, Milei no terminó aumentando un hartazgo que estuvo silencioso hasta que llegó el momento de expresarse en las urnas. Casos como los del Teatro Colón o editoriales de medios históricamente opositores al kirchnerismo que ¿mágicamente? encontraron su guía espiritual en la figura del tigrense a días de los comicios, generaron un efecto inverso al esperado. O al menos, no perforaron en favor del candidato oficialista el supuesto miedo antidemocrático que representaba Milei. No hay diferencia entre el espionaje ilegal (del que
el kirchnerismo hizo alarde) al que los gobiernos de turno someten a muchos medios producto de la mala praxis de la democracia y la represión ilegal. Jorge es dueño de un multimedio y lo sabe porque sus periodistas lo sufrieron. El pueblo se lo recordó.


El clima de época que agitó gran parte del oficialismo terminó por deschabarlos con un gesto antipatriótico. Sergio Massa reconoció la derrota antes de que el gobierno publique los resultados oficiales. Hasta le agradeció a sus “once millones de votantes” cuando nadie tenía ni un dato, sólo tendencias. Massa es ministro hasta el diez de diciembre; como hizo Alberto con Macri, lo que pase hasta esa fecha es responsabilidad de este gobierno. Otra paradoja del kirchnerismo que se va: no se puede convocar a la unidad nacional y cinco minutos después ponerse en pie de guerra por el resultado de una elección. Tener un poco de gracia y humildad para salir de la trinchera es fundamental, especialmente si no te dieron la confianza para ser quien lideres los destinos del país. Milei no tiene un cheque en blanco. Tampoco tiene 100 días de gracia sino 100 horas. Deberá moderarse.

Dos reflexiones que deja esta segunda vuelta: si estaba en peligro la democracia ¿Los argentinos tendrían que haber votado el domingo? ¿Y si hubo una porción importante que
optó por una opción similar al régimen militar, pese a todo lo que condiciona el voto, no amerita preguntarse “en qué te han convertido democracia”? Es fuerte poner en duda el
sistema pero los resultados muestran que mínimamente hay un grupo de gente que manifiesta que sí.


Se termina un año electoral agotador. Para tener dimensión: empezó en febrero en La Pampa y terminó diez meses después. Hubo elecciones casi todos los fines de semana: nacionales, provinciales y municipales. Extraña superabundancia democrática para un país que la puso en duda en más de un debate.


En el sketch de Les Luthiers los monjes no logran impedir la llegada del anticristo y, al ver que no era tan malo como vaticinaba la profecía de Nostradamus, cambian los cantos de terror por cantos de cuna para darle la bienvenida al maligno. Millones de argentinos hicieron realidad esa escena. Ganó Milei y, guste o no el resultado, ganó la democracia.

(*) Por Cristian Riccomagno

Licenciado en Ciencias de la Comunicación – Periodista – Profesor Universitario de Comunicación Política

Seguir leyendo

Opinión

Familia Czyzewski a Myriam Bregman: “Su único valor afectivo es su propia ideología”

Publicado

el

En una carta abierta a la candidata a presidenta por la Izquierda Unida, la diputada Myriam Bregman; Ana y Luis Czyzewski, padres de Paola, víctima en el atentado a la AMIA, expresan su sentimiento luego de lo ocurrido en el debate presidencial donde Bregman se negó al minuto de silencio en memoria de las víctimas asesinadas por Hamás en Israel.

Señora Myriam Bregman

Perdón por tratarla de señora.
Seguro no lo merece o merece otro trato pero queremos ser educados aunque nos cuesta serlo.
Supongamos que usted o algún familiar directo suyo haya pasado por la perdida de un hijo, padre, hermano o cónyuge en alguno de los Atentados perpetrados en nuestro país o le haya tocado que un bebé suyo haya sido acuchillado salvajemente por terroristas asesinos como le sucedió a más de 40 familias residentes en el kibutz Kfar Aza en Israel.
¿Usted opinaría lo mismo que lo que dijo el domingo pasado?
No lo sabemos pero estamos convencidos que si.
Sentimos que su único valor afectivo es su propia ideologia que está por encima de cualquier otro afecto humano.
No sentimos ninguna pena por usted como estamos seguros no la siente ningún ser humano bien nacido

Ana y Luis Czyzewski
Padres de Paola asesinada por el terrorismo fundamentalista en el Atentado a la AMIA

Seguir leyendo

Opinión

El orgullo de ser personas mayores desafiando estereotipos (*)

Publicado

el

En un mundo obsesionado con la juventud, donde la rapidez parece ser el estándar y la novedad es valorada sobre la experiencia, a menudo olvidamos el tesoro viviente que constituyen las personas mayores, en un contexto donde la longevidad es la gran conquista de la humanidad. Hoy, en el Día Mundial de las Personas de Edad, es imperativo que reflexionemos sobre el lugar que ocupan en nuestra sociedad, que está lamentablemente atravesada por prejuicios y viejismos.

¿Qué son los prejuicios y el viejismo?

Los prejuicios son opiniones o actitudes negativas que se forman de manera prematura, sin un fundamento sólido y a menudo sin conocimiento real sobre un individuo o grupo. En el contexto de la edad, estos prejuicios se manifiestan como “viejismo”, una forma de discriminación basada en la edad.

Las personas mayores son nuestros pilares de sabiduría, testigos de tiempos pasados ​​y depositarios de innumerables historias que nos enseñan lecciones valiosas. Sin embargo, en lugar de ser venerados, a menudo se los relega al olvido, como si su contribución a la sociedad hubiera caducado junto con su juventud. Esta actitud no solo es injusta, sino también profundamente perjudicial para todos nosotros.

El envejecimiento es un proceso natural que todos enfrentaremos si tenemos la suerte de vivir el tiempo suficiente. En lugar de temerle o marginar a quienes ya están recorriendo ese camino, deberíamos celebrar la diversidad generacional y aprender unos de otros. Las personas de edad nos ofrecen una perspectiva única y una profundidad de entendimiento que no se puede obtener de ninguna otra manera. Su experiencia no solo merece respeto, sino también admiración y gratitud.

Es esencial cuestionar y desafiar los prejuicios que rodean el envejecimiento y desde la comunicación poder hacer mucho en este sentido. El viejismo, la discriminación basada en la edad, no solo socava la autoestima de las personas mayores, sino que también limita nuestra sociedad en su conjunto. Debemos reconocer que la edad no disminuye el valor de una persona; al contrario, con cada año, acumulan conocimientos y vivencias que enriquecen nuestra comunidad.

Es responsabilidad de cada uno de nosotros contribuir a una sociedad que valora a sus ancianos. Podemos empezar por escuchar sus historias, aprender de sus experiencias y respetar sus opiniones. También es vital abogar por políticas que protejan los derechos de las personas mayores y que promuevan su participación activa en la sociedad, como lo establece la Convención Interamericana sobre protección de los Derechos Humanos de las Personas Mayores, Ley Nacional N°27700/22, mediante la cual se le otorgó jerarquía constitucional.

Consecuentemente con lo antes expuesto, es que hoy 1° de octubre lanzamos la campaña “Orgullo Mayor” promovido por la presidente del Instituto Iberoamericano de Ciencias del Envejecimiento, Dra. Graciela Zarebsky, de quienes somos representante en el NEA. Para ello hemos armado en alianza con otras instituciones una serie de actividades en Corrientes, Chaco y Misiones, que se lo detallamos a continuación:

VIVIR PLENAMENTE CELEBRA EL ORGULLO DE SER MAYORES EN EL NEA

Desde Vivir Plenamente convocamos a personas mayores e instituciones de la sociedad civil que las nuclean y entidades estatales que trabajan en la temática a emprender acciones para visualizar durante todo el mes de octubre el “ORGULLO DE SER MAYOR”; y promover una #vejezenpositivo.

Todas las actividades serán reflejadas en nuestras producciones periodísticas de radio, tv y el sitio de noticias web www.vivirplenamente.com.ar

Para ello planificamos una serie de acciones:

CORRIENTES

Domingo 01 de Octubre: Edición especial en radio Sudamericana de 9 a 10 hs. Programa Vivir Plenamente, donde dirigentes de Centros y Clubes de personas mayores darán testimonios de por qué se sienten “ORGULLOSOS DE SER MAYORES” de vivir esta etapa de la vida en plenitud.

Buscamos que sea una forma poderosa de transmitir su sabiduría y experiencias a las generaciones más jóvenes. También celebramos el Día del Viajante con un invitado especial que muchos años desarrollo esta tarea.

Por la tarde a las 19 Hs. Hacemos un Vivo de Instagram con la Dra. Graciela Zarebsky por medio de la cuenta mirian_blanchar para hablar de la campaña y qué es un buen envejecer, entre otros temas.

Viernes 06 de octubre a las 9 Hs.: Caminata por la peatonal Junín, “Orgullosamente Mayores”, con distribución de volantes sobre las ordenanzas vigentes de atención preferencial y Ley del redondeo, entre otros. Con la participación de Clubes de Personas Mayores, coordinados por el Área de Adultos Mayores del Ministerio de Desarrollo Social, la Junta Promotora del Consejo Participativo de Personas Mayores de la Provincia de Corrientes Centros de Jubilados y otras entidades.

Durante todo el mes se visitarán medios de comunicación para hablar del “Orgullos Mayor”.

Finalizamos el mes con una Caminata por la Costanera Correntina.

CHACO

Lunes 09  de Octubre a las 20:30 Hs.: en alianza con la Comunidad Judía de Resistencia. Entrevistas Inter-generacional, las personas mayores contarán desde distintos roles su experiencias de vida, desafíos, miedos e incertidumbres que tuvieron que enfrentar y los jóvenes hablarán sobre su presente. Además de una Exposición de Fotografías y Rikudim (bailes típicos)

Jueves 19 de Octubre: Caminata por la peatonal Illia, “Orgullosamente Mayores”, con distribución de volantes sobre las ordenanzas vigentes de atención preferencial y Ley del redondeo, entre otros. Consejo Participativo de Personas Mayores de la Provincia del Chaco.

Con fecha a confirmar: La Gastronomía como Legado Cultural – Fundación Unión de Colectividades del Chaco.

MISIONES

Lunes 30 de Octubre: “Voluntariado y Contribución Social”. Destacaremos las contribuciones de las personas mayores a la comunidad a través del voluntariado y otras actividades sociales. El objetivo es compartir sus conocimientos y habilidades de formas significativas. Participación de Oscar Bravo de Perú por medio de zoom. Actividad realizada en Alianza con Alejandro Miravet, creador del programa “Gente Grande”.

*Todas las actividades serán reflejadas luego en las producciones periodísticas de Vivir

Plenamente en radio, Tv y la página web www.vivirplenamente.com.ar

*Las fechas pueden sufrir modificaciones por cuestiones de fuerza mayor de las instituciones organizadoras.

Para concluir, en el Día Mundial de las Personas de Edad, hagamos un compromiso colectivo para desafiar los estereotipos y prejuicios relacionados con la vejez. Recordemos que envejecer es un privilegio que no todos tienen, y que cada arruga cuenta una historia valiosa. Al celebrar a las personas mayores y aprender de ellos, construiremos una sociedad más inclusiva y enriquecedora para todos, independientemente de la edad.

Tenemos el compromiso de vivir plenamente cada etapa de nuestras vidas.

(*) Lic. Mirian Blanchard

Periodista e impulsora de Vivir Plenamente

Contenidos periodísticos para personas mayores

Desde una perspectiva de Derecho de la Vejez.

Mirbla70@gmail.com

Seguir leyendo

Acompañanos

Corrientes al Día es periodismo local serio y responsable, y queremos que siga siendo gratuito. Invitándonos un Cafecito nos ayudás un montón, porque entendemos que todo suma y que, juntos, las crisis son más fáciles de superar.

Invitanos un café en cafecito.app
Publicidad
Publicidad

Más vistos